El codificador INSTREAMER ICE: otro equipo Barix a examen